thumbnail Hola,

Diez años después de debutar en el primer equipo, Iniesta echa la mirada hacia atrás, considerando todo lo que ha vivido y el jugador que es

Pronto hará diez años que un joven Andres Iniesta hizo su debut en el primer equipo del Barça. El club, aprovechando el premio que le otorgó la UEFA como mejor jugador de Europa de la temporada pasada, le ha hecho protagonista de la revista del club, que llega a todos los socios.

En el número de la revista se incluye una entrevista con el de Fuentealbilla, y habla, entre otros, de lo agradecido que está a Van Gaal: "Aprendí mucho en esa etapa". Con el holandés jugó seis partidos, hasta que lo echaron del banquillo: "A veces estas situaciones convulsas, cuando eres joven, te pueden dejar a medio camino y fuera del objetivo de llegar al primer equipo, pero sirvió para que siguiera con mi formación", asegura Iniesta.

"No sabemos si yo sería el mismo jugador en un otro lugar", explica Andrés. No sabe si sería mejor o peor, pero sabe que no sería el Iniesta que es ahora. Está en el club ideal para crecer como jugador y para ser el que es ahora, sin dudarlo.

Ni en sus mejores sueños habría imaginado algo como lo que ha vivido. "Mi único sueño era jugar en la élite, el primer equipo. Lo que ha sucedido es genial", dice Andrés Iniesta, echando la vista atrás.

Sobre el estilo de juego del Barcelona considera que es "importante creer en una forma de jugar, en un perfil de jugador", pero admite que sin éxitos es difícil defenderlo. "Si no hay éxitos, la película no es la misma", sentencia.

Considera que en el tiempo que lleva jugando el fútbol ha cambiado: "La gente está mejor preparada físicamente, también a nivel técnico". Dice que él hubiese preferido que no hubiese sucedido ya que "ahora es más difícil sorprender", aunque pese a ello "el talento no se perderá nunca y ésta es la esencia del fútbol".

Artículos relacionados