Bale y Benzema asumen el reto de tomar el testigo de Cristiano
Muchos pensaban que el primer partido del Real Madrid en el Santiago Bernabéu sin la presencia del portugués podría complicarse, pero…

En el fútbol no hay mejor antídoto para cualquier veneno que los goles. Con goles se supera todo, incluso la marcha de una leyenda. Cuando Cristiano Ronaldo concretó su fichaje por la Juventus de Turín, muchos pensaron que se avecinaba para el Real Madrid una tormenta perfecta.

VÍDEO: LOS GOLES DEL PARTIDO

Sin embargo, los merengues acudieron al primer examen ante su público con el antídoto bajo el brazo. El Trofeo Santiago Bernabéu se había convertido en un ensayo general previo a la final de la Supercopa de Europa ante el Atlético, pero también en un simulacro de cómo será la vida sin Cristiano Ronaldo. Y, contra el Milan, precisamente fue Benzema el que en el primer minuto ayudó a desterrar fantasmas.

El artículo sigue a continuación

Su gol, rápidamente contestado por Gonzalo Higuaín, era también un mensaje a navegantes: el Real Madrid sigue teniendo peligro de cara a puerta por más que el máximo goleador de la historia del club haya dicho adiós.

Faltaba por sumarse a la fiesta Gareth Bale. El “Expreso” de Gales es otro de los que se enfrentará a un examen diario sin la presencia de Cristiano Ronaldo y tampoco faltó a la cita con el gol al filo del descanso. Si hasta Borja Mayoral se anotó en el marcador para cerrar el triunfo sobre los italianos... Casi lo hace también Luka Modric, pero el croata debió conformarse con la ovación del madridismo después de que acabara decidiendo quedarse en el club.

Como sea, los goles del Madrid de Lopetegui correrán por cuenta de Benzema y de Bale. Hoy han hecho uno cada uno. Dos jugadores llamados a afrontar un rol decisivo. De ellos dependerá el futuro de este nuevo Real Madrid que sigue siendo una constelación llena de estrellas, pero que ya no cuenta con su astro más brillante.

Comentarios ()