thumbnail Hola,

La cancelación de un segundo evento de prueba y el aumento de los costos de la construcción del estadio generan serias preocupaciones entre los organizadores del torneo.

EXCLUSIVA

Un portavoz de la FIFA le confesó a Goal.com que tienen serias preocupaciones respecto a los problemas que causó la cancelación del segundo evento de prueba en la sede de la Copa del Mundo de 2014 e instó a las autoridades brasileñas a trabajar juntos para poner todo a punto.

El famoso Maracaná recibió su primer partido desde su restauración ante unos 25.000 hinchas a finales de abril, pero los problemas en aquel encuentro de exhibición provocaron que el siguiente evento, ante un mayor número de gente, sea cancelado.

Por estos problemas, los costos de construcción del estadio se dispararon de 97 a 552 millones de dólares en un intento de vencer al tiempo en su carrera hacia la Copa Confederaciones que se disputará a mediados de año.

“Desde noviembre de 2012 se pidió que todos los estadios tuvieran un mínimo de dos eventos de prueba antes de la Copa Confederaciones", dijo un portavoz de la FIFA a Goal.com. y agregó: "No hay duda de que cuanto más se prueben los estadios, mejor; por esa razón pedimos que las sedes estuvieran listas seis meses antes del Mundial”.

“Por otra parte, en una evaluación conjunta entre el estado de Río de Janeiro, el Comité Organizador Local y la empresa constructora, se decidió llevar a cabo simulaciones específicas, es decir, pruebas en varias zonas del estadio con el objetivo de encontrar soluciones a desafíos potenciales antes de la Copa Confederaciones de la FIFA”.

“La fecha límite que tiene Brasil para presentar sus estadios es diciembre de 2013, y la empresa constructora se comprometió con ello. La FIFA no puede poner en peligro la exitosa puesta en escena del evento futbolístico más importante del mundo. Es algo que no solo afecta a la FIFA, sino a todo el país anfitrión”.

El seleccionador de Brasil, Luiz Felipe Scolari, habló esta semana sobre dichos problemas, ya que el Scratch se enfrentará a Inglaterra en un partido amistoso en el Maracaná el próximo 2 de junio, en el que será el primer encuentro jugado ante una multitud que llenará el estadio.

“El Maracaná está bien, siempre y cuando las obras circundantes estén finalizadas. El área técnica, el campo de juego y los vestuarios son excelentes. Todo muy bonito, muy bueno; pero no puedo hablar del resto, es la empresa constructora la que debe hablar sobre ello, yo no sé si estará listo para junio o no”, dijo Scolari.

Los problemas actuales con el estadio de Río reflejan una preocupación más amplia sobre los preparativos para la Copa Confederaciones y el Mundial 2014. Los retrasos fueron desde problemas de financiación a la lamentable muerte de un trabajador de la construcción después de la caída de una sección de terrazas en la nueva 'Arena Palestra' en Sao Paulo. Y tras la reciente advertencia de la FIFA, habrá una mayor atención a las continuas obras que suceden alrededor del país antes de la fecha límite de diciembre.

Artículos relacionados