thumbnail Hola,

El Tribunal de Apelaciones de FIFA remitió nota a la AUF explicando que mantiene la sanción al Pistolero. Le quedan tres semanas para apelar. La salvación estaría en la ley Suiza.

El Tribunal de Apelaciones de la FIFA respondió a la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), en el cual explica los motivos por los cuales decidió mantener la sanción aplicada a Luis Suárez tras el mordisco producido a Giorgio Chiellini en el partido ante Italia, por la fase de grupos del Mundial de Brasil 2014.

Luego de que el pasado 10 de julio el Tribunal anunciara que había decidido “rechazar las apelaciones presentadas”, y confirmó “la decisión adoptada por la Comisión Disciplinaria de la FIFA el25 de junio de 2014 en su totalidad”, la AUF remitió una nota solicitando conocer los motivos de la misma, los cuales llegaron en esta jornada y refieren exclusivamente a que la acción realizada por el Pistolero, fue tramposa y deleznable. Entiéndase, despreciable.

Esta respuesta sale a la luz horas después de que la FIFA remitiera una carta similar a la CONMEBOL, explicando que no podía hacer nada para bajar la sanción, porque el órgano que la impuso es independiente de FIFA, aunque la realidad es que es un órgano interno de FIFA, integrado por personas designadas por este organismo, tal como le explicó a Goal días pasados el especialista en derecho deportivo, Dr. Horacio González Mullin.

González Mullin había hecho referencia también, a que las “disculpas” que el Tribunal reclamaba al futbolista, y que acabaron produciéndose días más tarde e incluso ocasionaron una respuesta del agredido, no podían ser tomadas en cuenta ni para bien ni para mal “porque un pedido de disculpas no tiene validez a los efectos judiciales” y por consiguiente, no se puede sancionar en base a ello. Y de hecho, es lo que hasta el momento pudo sacarse como conclusión: la pena no fue atenuada, luego de la carta de Suárez.

De esta manera, al futbolista, que se encuentra en la casa de sus suegros en Barcelona, donde seguirá su futuro por las próximas cinco temporadas, solo le resta esperar que sus abogados presenten la apelación ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), el cual sí es independiente de la FIFA y se apoya en las leyes suizas que indican que no se puede coaccionar el derecho al trabajo. Además, la decisión que este tome será definitiva, tanto para el máximo organismo rector del fútbol mundial como para el futbolista y la AUF.

La apelación será presentada entonces de manera conjunta antes del 12 de agosto. Suárez, a través de sus abogados, solicitará se le reduzca la pena de los cuatro meses de inactividad total, y los ocho partidos que le restan de sanción con la Selección, para lo cual tendrá el apoyo de la asociación nacional, cuyos abogados ya están en contacto con los del goleador y ya tienen preparada una argumentación de unas 25 páginas.

Vale recordar que tal como destacó a Goal el Dr. González Mullin, “los antecedentes de Luis no valen porque no son antecedentes FIFA. Son en el futbol holandés y en la FA de Inglaterra, y desde el punto de vista jurídico, no son válidos para aumentar la sanción”.

Del mismo modo, Barcelona también pondrá de su parte para que el fallo se produzca de la manera más favorable a sus intereses. Para ello, su presidente Joseph María Bartoméu habría mantenido ya contactos con importantes autoridades durante la final del Mundial de Brasil 2014.

El más apurado en todo este tema es el club catalán, que oficializó la compra del delantero hace doce días pero no puede ni presentarlo ni ponerlo a entrenar en sus instalaciones, pero desea contar con su flamante fichaje lo antes posible. Por lo que se estima, de existir una baja de la pena, será en los cuatro meses de sanción personal que recaen sobre Suárez, y no en los ocho partidos que le restan cumplir con Uruguay.

De concretarse tal teoría entonces, el único perjudicado por el mordisco del máximo goleador histórico de La Celeste, sería precisamente, el combinado nacional.

Artículos relacionados