thumbnail Hola,

Una broma terminó siendo tomada en serio por los directivos del Adelaide United y derivó en una ridícula operación de mercado.

Según ha informado el diario Marca, un equipo australiano de Primera División, el Adelaide United, fichó a un futbolista que finalmente resultó no existir, aunque no se dieron cuenta de ello hasta que no se presentó con su nuevo club.

A este equipo le llegó la propuesta de un supuesto jugador con regate, goleador y con control de juego. En la propuesta iban incluídas también una tarjeta del Ajax, varias referencias e incluso un video con sus mejores jugadas, lo que terminó de convencer al equipo australiano.

Además, de esto, el jugador fantasma tenía una página web propia, en la que se indicaba que salió de la cantera de River Plate, para fichar después por la del Valencia y, finalmente, terminó jugando para el Ajax de Holanda, amén de que se aseguraba que era internacional juvenil con Estados Unidos.

Dexter Rosales, tal como se llamaba el jugador invisible, recibió una oferta del Adelaide, aunque jamás apareció el día de su presentación para divertimento de los hackers que engañaron al club australiano.

Artículos relacionados