thumbnail Hola,

Bayern Munich derrotó 4-1, en Allianz Arena, a Hannover 96 y pasó a la tercera ronda de la Copa de Alemania. El equipo de Josep Guardiola continúa a paso firme.

Luego de un arranque prometedor en el marco de la Bundesliga, Bayern Munich debía recibir a Hannover 96 por la Copa alemana, con el objetivo de ratificar lo hecho hasta aquí en la temporada y dar un paso hacia la defensa de uno de los títulos que logró en el período pasado.

Y el conjunto de Pep no decepcionó. El plan de los Bávaros fue claro: monopolizar la pelota para hacer valer su dominio en campo contrario. Así, de a poco comenzó a crear situaciones y primero lo perdió Bastian Schweinsteiger, luego Xherdan Shaqiri y, a los 17, Thomas Müller concretó después de un centro del propio Shaqiri.

Con la apertura del marcador, todo se simplificó para los dueños de casa, que 10 minutos más tarde estirarían la ventaja mediante un preciso cabezazo de Claudio Pizarro después de un envío aéreo de Dante.

El control de las acciones era casi absoluto para Bayern, sin embargo hubo lugar para las dudas, porque antes del descanso la visita encontró el descuento en los pies de Didier Ya Konan. El marfileño capitalizó un contragolpe y puso la pelota junto al palo izquierdo, tras la asistencia de Sébastien Pocognoli.

Pero en el complemento los dueños de casa no pasaron sobresaltos y liquidaron el pleito con la misma fórmula con que habían empezado a delinear la victoria: Shaqiri para Müller y Müller a la red. El 3-1 acabó con las esperanzas de Hannover y el resto del cotejo fue un trámite.

Sólo hubo tiempo para que Ribéry decorara el resultado e incluso su equipo contó con alguna chance más para convertir, aunque el 4-1 sería definitivo. Bayern Munich no defraudó, pasó a la tercera ronda y ahora deberá cambiar el chip y volver a pensar en la Bundesliga, donde ya comienza a perfilarse una disputa mano a mano con Borussia Dortmund.

Artículos relacionados