thumbnail Hola,

Tras la decisión del delantero brasileño del Atlético de Madrid, repasamos la historia de los extranjeros que jugaron con la camiseta de España; hay cuatro argentinos en la lista.

Campeona de Europa en 2008 y 2012, y del mundo en Sudáfrica 2010, la Selección española cautivó a propios y extraños en los últimos años con su fútbol exquisito, y recibió las mejores críticas de parte del planeta fútbol. Sin embargo, hay un pequeño déficit en el que sigue trabajando: el gol.

En las Eliminatorias para Brasil 2014, sólo anotó 14 goles en 8 partidos, el segundo peor promedio de los 8 clasificados hasta aquí (con 1,75 por juego, solo supera a Suiza) mientras que equipos como Inglaterra (31), Bosnia (30), Holanda (34) o Alemania (36) prácticamente duplicaron esa cifra. Además, su goleador fue Pedro, con 4 goles, siete menos que el máximo anotador, el holandés Robin Van Persie (11).

Ladislao KubalaEn el Mundial de Sudáfrica la historia no fue muy distinta: a pesar de coronarse, tan sólo convirtió 8 goles, el registro más bajo entre todos los campeones de la historia. Por eso es que la decisión de Diego Costa, jugador del Atlético Madrid nacido en Brasil, de jugar con la Furia se recibe con tan buenos ojos en el seleccionado más ganador de los últimos 10 años.  

Ahora bien, ¿cómo les cae a los españoles la presencia de jugadores nacidos fuera de su tierra? La historia parece decir que no les molesta para nada.

El primer antecedente es de Ladislao Kubala: nacido en Hungría, de origen eslovaco, la estrella del Barcelona brilló con la Roja a partir de 1953: en 19 partidos anotó 11 goles. A pesar de haber jugado antes en las selecciones de Hungría y Checoslovaquia, el vínculo con los españoles perduró en el tiempo, al punto tal que luego fue el entrenador durante 13 años (el que más duró en el cargo).

Otro crack que nació lejos de España pero vistió sus colores fue Alfredo Di Stéfano. El argentino, presidente honorario del Real Madrid, jugó 31 partidos con la Roja y anotó 23 goles. Fue al Mundial de Chile 1962, pero una lesión le impidió jugar. Ferenc Puskás, en cambio, sí jugó ese torneo con España, a pesar de haber nacido en Hungría (y haber formado parte de la más grande Selección húngara recordada, con la que disputó el Mundial de Suiza ocho años antes, en 1954).

Otros nombres no tan recordados, como Juan Carlos "Milonguita" Heredia, argentino que jugó en Barcelona luego de su paso por Belgrano de Córdoba -su provincia natal- y llegó a vestir los colores de España en tres oportunidades. Donato Gama de Silva, nacido en Río de Janeiro, se negó a un llamado de la verdeamarela por jugar con el Atlético de Madrid y terminó disputando la Eurocopa '96 con España, a pesar de ser carioca.

El actual entrenador de San Lorenzo, Juan Antonio Pizzi, nacido en Santa Fe, debutó para la Roja el mismo día que Donato, pero además de la Eurocopa 1996 también participó en el Mundial Francia 1998. Jugó 22 partidos y marcó 8 goles. Catanha fue otro de los brasileros nacionalizados españoles: jugó tres partidos. Mientras que Marcos Senna, de San Pablo, fue una fija en la Selección de Luis Aragonés: disputó el Mundial de Alemania 2006 (octavos de final) y fue campeón europeo en Austria-Suiza 2008.

Por último, otro argentino: Mariano Pernía jugó también el Mundial 2006, pero un año más tarde, el defensor tandilense dejó de ser convocado. Hoy juega en Tristán Suárez, con 36 años.

Existen otros casos como los de los oriundos (hijos o nietos de españoles nacidos fuera de España), como los argentinos Héctor Rial (nacido en Pergamino), Rubén Cano (mendocino, de San Rafael), Roberto Martínez (de Mendoza) y Juan Touriño (porteño), los paraguayos Heriberto Herrera y Eulogio Martínez, y el uruguayo José Santamaría.

También puede ser mencionado Thiago Alcántara, que a pesar de haber nacido en Italia (Mazinho, su padre campeón del mundo con Brasil en 1994, jugaba en Lecce cuando nació Thiago) vivió casi toda su infancia en España y es ciudadano de ese país, mientras que su segunda nacionalidad es la brasileña. Jugó en todos los combinados juveniles de la Roja, y debutó en la Mayor en 2011.

O Bojan Krkic, el ex-Barcelona, actualmente en el Ajax de Holanda. De padre yugoslavo y madre catalana, Bojan nació en Lleida, provincia de Cataluña, y por eso es ciudadano español. Debutó en 2008 y se convirtió en el segundo jugador más joven de la historia en hacerlo.

Diego Costa llega a engrosar una lista con historia. ¿Estará a la altura?

Artículos relacionados