thumbnail Hola,

El delantero argentino sigue siendo duda para el encuentro de mañana ante el Bayern de Múnich hasta que el jugador no reciba el alta médica oficial por parte del Club

Xavi Hernández dio por sentado esta tarde desde el Allianz Arena que Lionel Messi estará mañana disponible para jugar ante el Bayern de Múnich. Minutos después, el técnico Jordi Roura calmó los ánimos y confirmó que la presencia del delantero argentino no es segura y que ésta se decidirá hasta mañana, cuando finalice el último entrenamiento del equipo y los médicos den el OK.

En principio y si todo marcha bien, Leo podrá ser titular este martes ante los bávaros de Jupp Heynckes y si 'la pulga' no estuviera bien, no hubiera viajado con el equipo, menos aún después de que fuera reservado el sábado pasado ante el Levante. Pero el no confirmar la presencia de Messi en el partido, ya sea como titular o suplente, es parte de una estrategia para despistar al rival, pero Heynckes no se lo ha tragado.

El técnico del Bayern de Múnich sabe que el Barcelona alineará de inicio a Lionel Messi y con base a eso está armando su plan para el partido, pero también tienen un plan B, por si el rosarino finalmente no apareciera en el terreno de juego. Hablar de un partido con y sin Messi es hablar de cosas totalmente diferentes, no porque el Barcelona no pueda solventar un partido con el rosarino, pero con él, la estrategia es muy diferente y también más 'sencilla' de plantear.

La presencia de Leo en el campo no sólo altera un cuadro táctico sino que con sólo pisar el terreno de juego, altera también de manera psicológica al rival y al mismo Barça. Mientras que los de Tito Vilanova obtienen más confianza y se quitan un poco más de presión que recae en el rosarino, el rival se altera porque sabe que Messi puede anotarles gol casi con los ojos cerrados y en cualquier momento, lo que pone nervioso a cualquiera.

El Bayern no tiene miedo al Barcelona, lo mismo que los culés a los teutones, pero sí es verdad que ambos se tienen un respetuo mutuo y cada uno confía en sus posibilidades para sacar adelante el encuentro, con o sin Messi. El argentino será duda de última hora y posiblemente su alta médica llegue minutos antes del inicio del partido, todo con el fin de jugar al despiste.

Relacionados