thumbnail Hola,

Aunque se dijo que la pelota los iba a complicar, los arqueros han brillado en Brasil y varios han mostrado un gran nivel, para algunos impensado.

Más allá de los grandes goles y la dificultad de una pelota cada vez más liviana, los arqueros, en Brasil 2014, también han hecho parte del gran espectáculo. Ochoa, Howard, Ospina, Romero y hasta Enyeama son nombres que nunca aparecieron entre la lista de las figuras del Mundial, por el contrario, muchos de ellos generaron amplias discusiones ante su convocatoria, pero ahora, entre los que estarán en cuartos, también se sabe que su actuación es determinante para sus selecciones.

Está claro que la definición no depende enteramente de ellos, al final de un partido, un error suyo puede dejarlos por fuera del Mundial. Aun así, casos como el de Howard con Estados Unidos, tras establecer un récord de 15 atajadas durante el juego ante Bélgica, el de Enyeama que terminó fallando al salir a cortar un córner y el de Ochoa, que se erigió frente a Brasil y luego hizo todo para dejar a su equipo en cuartos, pero no pudo atajar el penal de Huntelaar, parecen hacer parte de las historias que no se deben olvidar de este Mundial.

Por otra parte están Romero y Ospina, dos de los que ayudados por la efectividad de su equipo y sumando sus buenas atajadas, han logrado la clasificación y su trabajo se ha visto potenciado en esa medida. Ospina fue vital en Colombia para lograr el cero en el arco ante los uruguayos, que tuvieron más de tres oportunidades de acortar la diferencia o empatar, en algunos casos.

Romero, de otro lado, fue cuestionado desde que fue confirmado como titular, algo que también es mérito de Sabella y su cuerpo técnico, pero además se reafirmó partido a partido y con sus atajadas le dio vida a una Argentina que por momentos sufrió más de lo esperado. Algo parecido a lo que ocurrió en Brasil con Julio Cesar.

Y como un grupo extra también están los que sí eran considerados figuras, Buffon, Casillas, Courtois y Neuer, cuatro del grupo de 'los mejores del mundo' y quienes en algunos casos han respondido en la medida de sus posibilidades, pero también han decepcionado, como ocurrió con Casillas.

Es así como este Mundial se ha convertido en un torneo para los arqueros, donde aunque han habido grandes goles, las atajadas también han estado a pedido de quienes las admiran.

Artículos relacionados