thumbnail Hola,

Los azulgranas tendrán un duro choque con el Bayern de Jupp Heynckes que aspira al triplete y es el gran intratable de Europa. La ida será vital para ambos equipos.

El Bayern vs Barcelona es probablemente el encuentro más interesante de esta jornada de Champions League en los partidos de ida de las semifinales porque se trata de una final anticipada. Los de Jupp Heynckes son intratables y los azulgranas son vulnerables. Como pueden dar una lección, pueden ser castigados duramente y el equipo alemán es de esos que tiene la facilidad para humillar a cualquiera, lo ha hecho durante toda la temporada en la Bundesliga, la DFB Pokal (Copa Alemana) y la Liga de Campeones. Por eso, analizamos las claves más importantes del encuentro entre estos dos gigantes europeos:

Pérdidas de balón, peligro seguro

Si en algo es fuerte este Bayern Munich es en el castigo que puede infringir al rival cuando éste pierde el balón. El conjunto bávaro es el más fuerte de Europa cuando se trata de robar el esférico y la mayoría de sus goles los ha anotado así, robando y saliendo rápidamente. Una de las características del Bayern que comparte con el Barcelona es la presión, el equipo no sólo lo hace con su delantero y mediapuntas, sino que también los mediocentos como Schweinsteiger y Javi Martínez hacen lo propio, sin dejar de lado a Alaba y Philipp Lahm en los laterales. Los teutones llegan en muy fuena forma, por extaño que parezca, a pesar del gran desgaste de esta campaña, parece que los minutos no han pasado por sus piernas y están enteros, dispuestos a conseguir el gol lo antes posible.

Dante, el hombre de cuidado en el eje de la zaga

El brasileño será lo más fuerte que tenga el eje defensivo. No sólo tiene la potencia y envergadura para frenar al que se le ponga enfrente, sino que es una de las piezas que sale con el balón y se une al ataque. Tras la baja de Badstuber para este encuentro, será Van Buyten el sustituto y éste es muy vulnerable, lo que puede facilitar a los atacantes del Barcelona entrar por esta zona débil que dejará. Si Lionel Messi consigue desmarcarse, podrá escapársele al central que ocupará el lado derecho, incluso Pedro y hasta Xavi podrían verse beneficiados de esta debilidad del Bayern.

Las jugadas a pelota parada

Los córners y las faltas son una buena oportunidad para los teutones. No sólo su envergadura sino su táctica les hace sacar provecho de las jugadas con el esférico fijo. Se decantan por acomodar la pelota en el punto de penal donde ya tienen ahí al menos a cuatro de sus más grandes anotadores esperando para rematar, generalmente de cabeza. Lo ideal para el Barcelona, como se suele hacer, aunque Pep Guardiola lo lograba más, será evitar este tipo de jugadas, porque las posibilidades de que la pelota termine en la red de Valdés son muy altas.

El gol tempranero

Al Bayern hay pocas maneras de asustarlo, pero lo que a cualquier equipo lo puede desconcertar siempre es recibir un gol cuando el partido lleva pocos minutos corriendo. Esto a veces hace que cambie la táctica, pero principalmente los jugadores pueden perder la concentración. El Bayern no es de los que se deja ir ni por un gol ni por perder el balón, pero sin duda jugar con sus emociones, más aún después de la fortaleza que han mostrado al golear a sus rivales, será una de las claves.

Ataque por las bandas

Al Bayern Munich le gusta atacar por las bandas y así es como obtiene la mayoría de sus goles. Alves peca muchas veces de cerrarse en demasía al central que tiene al lado, lo que deja huecos que los rivales aprovechan y que el Bayern podría haber identificado ya. Además, su gusto por salir en el ataque, lo mismo que Jordi Alba, exige que ambos con rapidez sean capaces de volver a su posición original si no quieren dejar solos a los dueños del eje de la zaga blaugrana, que serán Piqué y tal vez Adriano, Bartra o Abidal.


Artículos relacionados