thumbnail Hola,

Se viene un martes clave para Inglaterra y España, obligados a ganar para seguir con sus aspiraciones de clasificar al Mundial de forma directa intactas.

¿Podría suceder que el campeón del mundo vigente y los inventores del fútbol se queden afuera del próximo Mundial? A priori hay que decir que es muy difícil que esto ocurra. Pero lo que sí puede pasar este martes es que queden comprometidas sus posibilidades de llegar a Brasil de forma directa, esquivando la Reválida.

¿Cómo es esto? La fecha de Eliminatorias UEFA que se viene encuentra dos encuentros trascendentales en los Grupos H e I: en el primero está Inglaterra, que suma 11 puntos y es escolta, teniendo que visitar al líder Montenegro que suma 13; en tanto que España, que acumula 8 unidades, deberá enfrentar al puntero Francia, que llega a 10.

Es verdad que todavía restan varias fechas, pero si ambos líderes de zona consiguen sus triunfos en casa, el panorama se oscurecerá para ingleses y españoles, quedando a cinco puntos cada uno, con cuatro y tres jornadas por delante respectivamente.

Analizando el Grupo H, el combinado de Roy Hodgson viene de golear por 8 a 0 a San Marino, pero los montenegrinos se trajeron un gran triunfo de Moldavia. Y si bien ambos dejaron puntos en el camino cuando se enfrentaron a Polonia, la diferencia la hace el duelo donde los británicos no pudieron ganarle en Wembley a Ucrania y terminaron consiguiendo un punto agónico.

Una vez que pase esta fecha, los escenarios son tres: Montenegro con cinco de ventaja, todo igual y los balcánicos arriba por dos, o los ingleses arriba por uno, restando todavía que se vuelvan a ver las caras. Y sus cuatro compromisos restantes serán:

Montenegro: Ucrania (L), Polonia (V), Inglaterra (V) y Moldavia (L).
Inglaterra: Moldavia (L), Ucrania (V), Montenegro (L), Polonia (L).

Pasando al Grupo I, el panorama es más claro teniendo en cuenta que lo componen sólo cinco equipos y de esta forma las fechas en total son ocho, con cuatro ya resueltas. Es por esta razón que el partido entre Les Bleus y La Roja puede ser decisivo para el desenlace, aunque matemáticamente no deje nada cerrado.

Aquel agónico gol de Giroud en el minuto 94, poniendo el 1 a 1 cuando Francia visitaba a España en el Santiago Bernabeu, fue un antes y un después, como el primer paso galo. Y ni que hablar del 1 a 1 de los dirigidos por Del Bosque el viernes, cuando Pukki logró el empate para Finlandia.

Un triunfo local dejaría una diferencia de cinco puntos con nueve por jugarse, prácticamente reduciendo al último campeón de Europa y del mundo a sumar para no perderse el repechaje. Las últimas tres fechas serán:

Francia: Georgia (V), Bielorrusia (V), Finlandia (L).
España: Finlandia (V), Bielorrusia (L), Georgia (L).

En cuanto a lo que será el repechaje, probablemente no se conozca hasta la última jornada a los ocho clasificados. Teniendo en cuenta que la última zona es de cinco, el reglamento explica que se tomará a los nueve escoltas y a los pertenecientes a los grupos de la A a la H se les restarán los puntos que hayan obtenido ante el que finalice último en cada uno. Así, se armará una tabla y el que menos puntos tenga quedará afuera, sorteándose los ocho en cuatro duelos a ida y vuelta.

Relacionados