thumbnail Hola,

El delantero español juega este martes su primera final en suelo qatarí. Suma dos partidos, dos goles y ya es capitán de un equipo con el que ya puede ampliar su currículum.

 José David López
 Análisis | Fútbol Mundial
Síguele en

Una infinidad de pensamientos, opciones abiertas, debates de difícil cohesión pero una única pelota. Al final, ésta siempre manda y en pies expertos de Raúl González, la decisión de continuar su carrera lejos del primer nivel competitivo (pese a haber demostrado en el Schalke dos años que estaba aún para poder seguir aportando grandes registros) respondía a un complejo organigrama de futuro donde no sólo entraba en juego su labor en el césped durante estos últimos metros de su larga carrera profesional. Para ello, eligió Qatar, un fútbol en su máximo esplendor histórico y con la solvencia financiera interminable que le haga situarse en un epicentro del deporte rey. Allí, el ‘siete’ cumplirá sus últimos días mientras ayuda a exportar el fútbol al mundo y apoya la fase final que se disputará en 2022. Un auténtico ‘embajador’ nacional para el resto pero no en su interior, ése que le sigue obligando a competir y que hoy le puede llevar a un nuevo título.

Raúl estuvo inactivo casi tres meses. Tiempo suficiente para desconectar, recargar la batería de la nueva campaña y diagnosticar sus siguientes pasos profesionales. Y el primero, una vez puesto en forma, no ha tardado mucho en cumplirse puesto que su carácter ganador, su energía competitiva y su liderazgo, pronto han conquistado a un pueblo enloquecido con su nueva figura. Tanto, que el delantero entrenó en solitario unas semanas, se ejercitó con sus nuevos compañeros una más y debutó hace apenas diez días sin ni siquiera haber disputado un amistoso previo. Su puesta a punto llegará con el paso de los partidos pero es tal la magnitud de un crack mundial en Qatar, que pese a que existen otros compañeros de nivel y categoría (Niang, Keita o Belhadj), ha sido el español quien porta el brazalete de capitán.

Pero para entender bien cómo ha sido el aterrizaje del ‘siete’, hay que comprender la estructura del fútbol qatarí. Existen cuatro competiciones coperas nacionales cada temporada, a las que habría que sumar el campeonato liguero y las dos competiciones internacionales que disputan sus clubes (AFC Champions Asia y Arab Champions League). En una de las citas coperas, la llamada Copa Jeque Jassim (una especie de Copa de la Liga), se produjo el sábado día 4 el debut oficial de Raúl González con la camiseta del Al Sadd. Estuvo muy activo, provocó una expulsión y hasta se estrenó de cara a gol (2-0 ante el Meisameer). El español marcó un penalti en el último minuto del partido con un disparo suave pero efectivo con la zurda, esa que aglutina un total de 411 goles en su larga y extensa carrera. La misma que desde esa noche, también aglutina estadísticas goleadoras al otro lado del planeta.

DOS GOLES EN SUS DOS PRIMEROS PARTIDOS Y YA CAPITÁN

Esa primera victoria les clasificaba para las semifinales, donde el Al Sadd también venció este fin de semana (0-3 ante Al Arabi, campeón de las dos últimas ediciones de la Copa) y donde otra vez marcó Raúl. Esta vez demostrando su eficaz lectura en el área, pues con la inteligencia que le caracterizó toda su vida, ganó espacio, esperó la pelota en el segundo poste tras un saque de esquina ‘peinado’ en el primero, y empujó a placer (era el 0-2). De nuevo como capitán de su equipo, el goleador lograba su segundo tanto en su segundo partido y, de paso, colocaba a su equipo en la finalísima copera que disputa este martes contra el Al Rayyan (donde juegan los brasileños ex ‘europeos’, Afonso Alves y Rodrigo Tabata).

Será la primera final de Raúl en su nueva etapa, una experiencia única, exótica y singular, pero que puede llevar a Al Sadd a sumar su decimotercer éxito de esta Copa Jeque Jassim. Un título sin precedentes para el fútbol español y exclusivo para sumar alegrías en el currículum de un histórico del fútbol español. La ‘Raulmanía árabe’ tiene su primer día clave.

YA HA LOGRADO METER A SU EQUIPO EN UNA FINAL


Artículos relacionados