thumbnail Hola,

Lammens aseguró que el jugador se quedará a jugar la Libertadores porque así está estipulado en el contrato. En Atlético de Madrid dicen que depende de Simeone.

El 23 de julio, San Lorenzo jugará en el Nuevo Gasómetro el partido de ida de las semifinales de la Copa Libertadores frente a Bolívar y por Boedo, hoy, hay un solo interrogante: ¿estará Ángel Correa dentro de la cancha con la camiseta azulgrana? El delantero fue vendido a Atlético de Madrid y el presidente colchonero, Enrique Cerezo, aseguró que la decisión de permitirle al rosarino quedarse dependerá de Diego Simeone. Pero en Argentina dicen que no hay nada que discutir: "Me llamó la atención lo que dijo, porque hay una cláusula en el contrato que dice que Correa podrá jugar lo que queda de la Libertadores", retrucó Matías Lammens.

En diálogo con el programa partidario Mundo Azulgrana radio, el presidente del Ciclón también se refirió a la situación de Ignacio Piatti, a quien se le vence su contrato con el club: "Está difícil porque, por cuestiones personales, quiere jugar el segundo semestre fuera del país, pero se quiere quedar para los cuatro partidos de Copa". El directivo también adelantó que están avanzadas las gestiones para renovar el vínculo de otro que queda en libertad el 30 de junio, Néstor Ortigoza ("le ofrecimos tres años, ojalá que lo acepte") y contó que esperan poder retener a Leandro Romagnoli, quien tiene un precontrato firmado con Bahía de Brasil: " Su caso es más complicado, pero nosotros creemos que tiene contrato vigente porque la temporada para nosotros no terminó".

En el rubro refuerzos, Lammens adelantó que el principal apuntado es un hijo pródigo del club, Pablo Barrientos, quien viene de irse la Serie B en Italia con el Catania. "Nos interesa y sería bueno tenerlo este semestre, porque no necesita un período de adaptación. A pesar del descenso, tuvo una gran temporada. Tendríamos que hablar con el club para ver cómo puede ser su salida", explicó el dirigente.

Artículos relacionados