thumbnail Hola,

El zaguero colombiano no superó los exámenes médicos, por lo que se 'pinchó' su llegada al equipo de Edgardo Bauza, quien ya piensa en otros nombres reforzar la defensa.

Carlos Valdés vuelve a encontrar en sus rodillas el principal problema para jugar en un equipo. El defensor colombiano no pasó los exámenes médicos en San Lorenzo, por lo que la transferencia se cayó definitivamente ya que los dirigentes del Ciclón no se arriesgarán.

Antes de llegar a Independiente Santa Fe en 2009, Valdés estuvo a punto de firmar por Atlético Nacional, pero en el equipo cafetero tampoco pasó las pruebas médicas y el pase se pinchó. Cinco años más adelante, el zaguero internacional colombiano vuelve a sufrir por la misma razón.

“Tiene dos operaciones ligamentarias de rodilla. Está como para jugar, pero es más propenso a volver a lesionarse que cualquier otro jugador”, le dijeron los médicos del club al diario Olé.

Así las cosas, el entrenador Edgardo Bauza tendrá que buscar otro nombre para reforzar el centro de la defensa de un San Lorenzo que en este semestre jugará torneo local y Copa Libertadores. Uno de los apuntados sería Nicolás Burdisso, quien se quiere ir de Roma.

Relacionados