thumbnail Hola,

Rodrigo Chapu Braña acordó su regreso al club que lo vio nacer, después de ocho años en Estudiantes; su llegada la confirmó Aníbal Fernández, presidente del club, vía Twitter.

Rodrigo Braña vuelve a Quilmes, club con el que debutó en Primera hace 16 años, luego de jugar los últimos ocho en Estudiantes. Después de confirmar su alejamiento del Pincha, que quería renovarle el contrato, y de no conformarse con ninguna oferta del exterior, el Chapu aceptó la propuesta del Cervecero y es el nuevo refuerzo del club presidido por Aníbal Fernández, que confirmó su incorporación vía Twitter.

"Exclusivo para cerveceros: vos querías a tu ídolo? Lo tenés. El Chapu Braña es jugador de Quilmes", dijo desde su cuenta de Twitter el presidente de Quilmes y senador nacional, Aníbal Fernández. El mediocampista de la Selección se reunió este mediodía con Fernández y acordó su regreso a Quilmes, donde tendrá su cuarto ciclo (jugó en la temporada 97-98, del 99 al 2001, y del 2002 al 2004).

Y la palabra más esperada por los hinchas, no tardó en llegar. En diálogo con TyC Sports, Braña se refirió a su llegada al Cervecero: “Mi deseo era volver a jugar en el club donde me inicié y donde tengo muchísimos amigos y gente conocida. Necesitaba un cambio, era importante para no relajarme. Para todo jugador arrancar de cero en otro lugar es productivo y es bueno”.

Además, habló sobre su idea de terminar su carrera en Quilmes: “La idea mía era retirarme acá, se me adelantó porque no es que vuelvo para retirarme, vuelvo para jugar, me siento en plenitud. Firmé por un año, voy a dar lo mejor y después se verá”, y también analizó lo que se le viene al equipo de Nelson Vivas: "Más allá de los 50 puntos que se hicieron en los dos torneos, los tenés que mirar de reojo porque son peligrosos. Si bien digo ‘damelos’, sabés que no podés desviarte”.

A los 34 años, y con vigencia en el equipo de Alejandro Sabella, Braña regresa no sólo como refuerzo, sino como ídolo del Cervecero. Tres títulos conseguidos en el Pincha (Apertura 2006 y 2010, y Copa Libertadores 2009) lo convirtieron en un volante central ganador y con mucha experiencia, y llega a Quilmes para aportar su juego al equipo de Nelson Vivas, que hasta aquí sólo incorporó a Matías Pérez y busca a Joaquín Boghossian.

Artículos relacionados