thumbnail Hola,
Neymar quiere llevar su lujoso juego a España y el Real Madrid lo espera con los brazos abiertos.

Un Real indicado

Neymar quiere llevar su lujoso juego a España y el Real Madrid lo espera con los brazos abiertos.

Getty Images

Neymar tiene todas las condiciones para ser jugador del Real Madrid. Habilidoso, lujoso, y con cierta cuota de individualismo que tanto le gusta a los hinchas merengues.

Habilidoso, rápido y goleador. Tan sólo algunas de las características que definen al, sin dudas, hombre del momento. Neymar da Silva Santos Junior, o sólo Neymar, es el protagonista de una de las novelas de pases más largas de la historia, que comenzó la recta final anoche, cuando el Santos comunicó su intención de venderlo.

Y ahora será el propio jugador que deberá elegir. Las dos opciones son tentadoras por demás. Por un lado, Real Madrid con todas sus superfiguras; por el otro, Barcelona, con su método consolidado y con el mejor del mundo entre sus filas.

El estilo que maneja mejor el brasileño, y que más le gusta, es el firulete. Esos lujos que despliega en el campo de juego cada fin de semana y que dejan a los defensores airados y sin posibildades de recuperación. Esto tiene como consecuencia que sea muy encarador y, en varios casos, individualista, cualidades que no encajan con el conjunto catalán, pero sí con el madridista.

Posiblemente lo que le falte para poder llegar más completo al equipo merengue sea mejorar su físico y su potencia. Aptitudes que pocos jugadores sudamericanos poseen al llegar a Europa y que mejoran ampliamente allá. En Argentina hay dos casos puntuales: Carlos Tévez y Sergio Agüero, quienes han cambiado notablemente esas dos cuestiones.

En cualquier caso, el Barcelona tiene una forma definida de jugar en la que Neymar no encajaría. Ese juego de pase y de posesión de pelota harían que el brasileño, que por naturaleza necesita hacer cambios de ritmo, reduzca su nivel, ya que no se estaría explotando su máxima habildad. En cambio, en el Madrid, que es un equipo que juega a altas velocidades y de contragolpe, puede beneficiar y potenciar sus mejores condiciones.

De cualquier forma, no hay dudas de que es un crack del más alto nivel mundial. En el Santos lo demuestra día a día y ahora deberá hacerlo en España, ya sea en uno u otro. Las expectativas con respecto a él son muy altas y ahora será el momento de confirmarlas.

Artículos relacionados