thumbnail Hola,

Fue ratificada por unanimidad la continuidad del DT de River hasta diciembre de 2015; su hijo, Emiliano, el más beneficiado con los contratos millonarios.

La Comisión Directiva de River Plate aprobó anoche por unanimidad el nuevo contrato del entrenador Ramón Díaz, que lo liga a la entidad hasta fines de 2015, y el de sus ayudantes. Algunos directivos del oficialismo y de la oposición presentaron una moción para que el contrato lo discuta la próxima Comisión Directiva, que deberá asumir a fines de año, pero esta postura fue derrotada en la votación por 9 a 8. De esta manera, el riojano ya tiene asegurada su continuidad en Núñez por un tiempo considerable y con algunos contratos en su staff que llamaron la atención en el mundo River.

La aprobación de los directivos se hizo extensiva al cuerpo de colaboradores del entrenador riojano. 
La reunión se realizó en el estadio Monumental, con la presencia del presidente Daniel Passarella y el vicepresidente primero Diego Turnes, y allí se revisó el contrato que Díaz había firmado el 3 de octubre pasado antes del clásico con Boca.

Sin embargo, lo que más ruido hizo de la reunión no fue la confirmación de la continuidad del riojano al frente del equipo, sino los números que se estipularon, en especial los del contrato de su hijo y asistente, Emiliano Díaz: pasará de cobrar 900 mil pesos anuales a recibir 3 millones en el 2014 y 4,5 en el 2015. Una suba que supera el 200% de entrada y un 50% más para el segundo año. Son pocos los entrenadores de Primera que cobran tan bien como el ayudante de campo de Ramón.

Además, el resto del cuerpo técnico también está de parabienes. Cuando Ramón volvió a Núñez, él y su staff conformado por Emiliano, el Pichi Escudero, los dos preparadores físicos, el médico y el videoanalista, firmaron un contrato por 10 millones de pesos. Un año después rubricaron un incremento general del 40% para el primer año y casi un 30% más para el segundo. Sumado a que todos los integrantes del cuerpo técnico tendrán premio doble -en relación al plantel- por cada triunfo, se puede hablar de una enorme victoria de los de Ramón.

En cambio, el DT mantendrá durante 2014 los 7 millones de pesos que había firmado el año pasado, y obtendrá un aumento de casi el 20 por ciento, para pasar a recibir 9,5 millones para el 2015. Claro que, de obtener alguna vuelta olímpica, el riojano accederá a un premio más que jugoso: 3 millones por cada estrellita.

Había sido justamente pocos días antes del último Superclásico que el presidente Daniel Passarella y el entrenador habían firmado en conferencia de prensa el nuevo vínculo del técnico con la institución, aunque faltaba el visto bueno de los demás dirigentes para que sea válido. En medio del mediocre presente deportivo de River, Ramón sigue encontrando razones para festejar... hasta diciembre de 2015.

Relacionados