thumbnail Hola,

El volante central de la Selección Argentina fue autocrítico pero también expresó su enojo para con el campo de juego del Estadio Nacional de Lima.

Un instante después del durísimo partido ante Perú que terminó en empate, Javier Mascherano dio su opinión sobre el resultado del encuentro y también se demostró su enojo debido al pésimo estado del campo de juego.

"En esta cancha no se podía jugar", sentenció el jugador de Barcelona. A diferencia del Mario Alberto Kempes, donde Argentina derrotó a Paraguay, el césped estaba largo y seco, lo que es un factor importante de destacar, teniendo en cuenta que la pelota se hace menos controlable y los jugadores gastan más energía.

"Cuando no se puede ganar lo importante es no perder. Seguimos ahí arriba", aclaró Mascherano, que si bien no estaba conforme con el empate, es consciente de que podría haber terminado sin nada, ya que las más claras fueron de Perú.

"Sabíamos que Perú acá se iba a estar jugando muchas esperanzas y supimos llevar el partido adelante y eso es una muestra de carácter", afirmó El Jefecito. Sobre el árbitro, expresó su opinión sin hacer alusión a la actuación Wilmar Roldán: "Para evaluar al árbitro están los periodistas. Creo que es difícil venir a jugar de visitante en Eliminatorias. Es un punto que vamos a valorar en el futuro", concluyó.