A buscarlo a Colombia

Por la semifinal de Copa Sudamericana, Tigre empató sin goles ante Millonarios y deberá definir en la altura del Campín de Bogotá el próximo miércoles.

Acostumbrado a someter a sus rivales en Victoria, Tigre intentó imponer su juego ante un Millonarios que sorprendió por su orden y tenencia de pelota. El equipo de Hernán Torres se rebeló e inquietó a los de Néstor Gorosito durante el primer tiempo y hasta mereció irse al descanso en ventaja.

La velocidad e inteligencia para los contraataques sumado a los cambios de ritmo de Rentería complicaron al Matador, que tardó un tiempo en entender cómo tenía que jugarle a Millonarios. En el complemento, el local se adelantó en el campo y se adueñó de la pelota durante una buena parte de la segunda mitad, pero con el correr de los minutos se fue diluyendo y cayó en los pelotazos frontales al no poder lastimar jugando por abajo.

Ya cerca del final, los colombianos no se molestaron en salir a presionar, sabiendo que Tigre no inquietaba y fueron convenciéndose cada vez más de la importancia del empate. El local intentó como pudo marcar un gol para por lo menos viajar a definir con una mínima ventaja, pero no lo logró y por eso deberá salir a buscar la victoria en el histórico Campín de Bogotá.