thumbnail Hola,

Pietro Lo Monaco fue el responsable de armar la sucursal argentina del Catania y ahora hace lo mismo en Palermo, donde fichó a cuatro compatriotas.

"El torneo argentino es el que más se parece al italiano por agresividad, contacto físico y rapidez”. Cuando se relaciona al autor de esta frase con el US Cittá de Palermo se entiende a la perfección por qué este club fichó a cuatro futbolistas argentino en el mercado de pases invernal. Pietro Lo Monaco es el director deportivo del club siciliano, que se convirtió en una nueva "sucursal" del fútbol nacional.

Lo Monaco trabajó en Catania durante seis años. Allí llegó a reunir en el plantel a 13 jugadores nacidos en nuestro país, un verdadero récord para el fútbol italiano. Su conocimiento de los torneos sudamericanos es clave para rastraer a figuras que otros equipos ni siquiera saben que existen. Y como en Catania tuvo gran éxito, repite la fórmula en su nuevo club y en su primera ventana de transferencias.

Su primera apuesta por un futbolista argentino fue cuando trabajaba en Udinese. El club del Friuli contrató a Roberto Carlos Sosa, quien se convirtió en un verdadero ídolo de los tifosi. A partir de ese momento, su fascinación por los compatriotas del Pampa no dejó de crecer.

El hombre de 59 años es uno de los directores deportivos más destacados del Calcio. Incluso, el presidente del Catania Antonino Pulvirenti llegó a decir: "Es como Messi para nosotros". Gracias al trabajo de Lo Monaco, un equipo menor del ascenso italiano logró afirmarse en la Serie A. Y en eso tuvieron mucho que ver las contrataciones argentinas que impulsó el CEO.

En su primer mercado de pases como director deportivo de Palermo, Lo Monaco no dudó y contrató a cuatro argentinos: Mauro Formica, Mauricio Sperdutti, Mauro Boselli y Alejandro Faurlín. El Rosanero se tiene que salvar el descenso y Lo Monaco tiene la fórmula para eso.

Artículos relacionados