thumbnail Hola,

El ariete, que no tiene buen recuerdo de su etapa en Mallorca, espera que la 2012/2013 sirva para olvidar los malos momentos vividos en España y sustituirlos por grandes alegrías.

Fernando Cavenaghi es un hombre feliz. Afronta con ilusión el reto del Villarreal. Cree que puede vivir una temporada importante a nivel individual. Es por eso que está ilusionado y así lo hizo saber en sala de prensa. "Es una gran oportunidad y un gran desafío venir a un gran club de España y de los mejores de Europa, y sobre todo, con el reto de devolver al equipo a la categoría que merece", comentó.

Hay aficionados que esperan mucho de él. La presión será enorme, pero confía en sus posibilidades. "Es para mí una opción de demostrar en este fútbol que puedo hacer grandes cosas y la verdad es algo que tengo muchas ganas", añadió.

El caso del Villarreal recuerda, en cierta forma, al de River Plate. Cavenaghi lo sabe y espera que el desenlace sea idéntico. "Lo de River Plate es muy parecido a lo del Villarreal, son dos equipos que no merecían un paso por el descenso y que están obligados a volver a ser lo grandes que son", declaró.

Por último, reconoce tener "una espina clavada" tras su paso por el Mallorca, club en el que no logró alcanzar su mejor nivel. Espera poder cambiar la opinión que hay creada sobre él en nuestro país.

Artículos relacionados