thumbnail Hola,

El delantero asturiano no cuenta con los minutos de juego que él desearía y podría replantearse su futuro próximamente.

David Villa aún no logra ver total luz a final del túnel tras casi un año después de su grave lesión (15 de diciembre 2011), que lo mantuvo fuera de los terrenos de juego durante 8 meses. El regreso del delantero asturiano era el más esperado al inicio de la temporada robando protagonismo a los fichajes de Alex Song y Jordi Alba.

Perdiéndose la Eurocopa 2012, el 'Guaje' volvió a disputar un encuentro en la pretemporada azulgrana 2012-13 ante el Dinamo de Bucarest el pasado mes de agusto sustituyendo a Sergi Roberto en el minuto 72. Aquella noche las sensaciones que dejó el delantero fueron buenas pero se percibía que tenía que coger más confianza en sí mismo y volver a acoplarse al equipo.
MEJOR QUE EN 2011-12
David Villa ha anotado 8 dianas entre la Liga BBva y la Copa del Rey, superando así su propio registro respecto a la temporada 2011-12 (6 goles). Al 'Guaje' aún le falta estrenarse con gol en la Champions League, mientras que con la Absoluta ya marcó dos tantos en un par de encuentros amistosos.

El primer gol de David Villa llegó en la primera jornada del fútbol español cuando los culés recibieron en el Camp Nou a la Real Sociedad. Villa entró al campo en el minuto 74 para dar descanso a Pedro y en medio de una gran ovación, el 7 azulgrana comenzaba a demostrar que su regreso era algo más que un test. Tras una asistencia de Andrés Iniesta, el delantero del Barça completó la manita del conjunto catalán (5-1) y lo celebró con una camiseta que dejaba leer "Imposible sin vosotras", un mensaje de agradecimiento para su esposa e hijas, algo que le hizo también llevarse su primera tarjeta amarilla. Al término del partido, el ex jugador del Valencia expresaba: "Estoy en un buen momento, llevo cinco semanas entrenando al máximo nivel. En el Barça la exigencia es máxima con compañeros tan buenos y lo mejor es tener paciencia e ir poniéndome cada vez mejor para jugar un partido entero lo más pronto posible", dejando ver así que sabía el reto que enfrentaba pero tambien su ilusión por volver a recuperar la titularidad que siempre le había correspondido.

Pero Tito Vilanova puso al jugador con los pies en la tierra después de que el asturiano el pasado mes de octubre se mostrara un tanto impaciente por su poca actividad en el equipo y quedar replegado más a un nivel de suplente: "El hecho de no estar acostumbrado a jugar hace que tenga menos paciencia...estoy preparado para jugar y sé que mi pierna responderá en 90 minutos", afirmó Villa, a lo que Tito unos días después respondió: "Villa está recuperando el papel que tenía... también depende de él mismo", dando un toque de atención al impaciente jugador.

El técnico azulgrana es metódico y súmamente técnico y táctico, para él, Villa es una pieza importante y está consciente de la joya que tiene el club en su vestidor, pero Tito antes que dejarse llevar por los deseos de un jugador o su protagonismo mediático, antepone lo que cada uno de los azulgranas puede ofrecer ante cada uno de los rivales que deben enfrentar. Hasta el día de hoy, David Villa ha jugado 431 minutos en la Liga, divididos en diez partidos, de los cuales en seis ha sido titular y cuatro como suplente, pero en ninguno ha jugado 90 minutos y a pesar de ello ha anotado 5 goles en la máxima competición doméstica.

Poco a poco el delantero azulgrana empieza a jugar más minutos, si bien ante el Alavés jugó 70 en Mendizorroza en los dieciseisavos de Copa del Rey, en el partido de vuelta en el Camp Nou el técnico le otorgó sus primeros 90 minutos sobre el césped. El resultado fue un gol del 'Guaje' en Vitoria y un doblete en el Camp Nou, demostranso así, con hechos y no con palabras que ya está listo y su pierna izquierda, la lesionada, aún más, autora de las dianas. Hablando de Champions League, el asturiano ha participado en seis encuentros pero la titularidad y los 90 minutos le llegaron apenas el pasado miércoles contra el Benfica, un partido en el que los culés no se jugaban nada, después de haber amarrado la clasificación a los octavos de final venciendo al Spartak de Moscú en la quinta jornada.

El panorama de Villa aún no está claro. Tito no cede ni cederá a la presión mediática que cuestiona la lentitud con la que el máximo anotador de la Selección de España avanza."Nos dejan jugar con once, como a los demás, y todos no caben. David ha estado bien, ha marcado goles después de la lesión tan dura que tuvo, y es importante tenerlo", sentenció el técnico de Bellcaire después del encuentro ante el Athletic de Bilbao demostran su cansancio del mismo cuestionamiento.

Tito Vilanova es el único que hoy tiene claro lo que quiere hacer con David Villa, pero el 'Guaje' quien recién cumplió 31 años el 3 de diciembre deberá decidir lo que quiere para él. A sabiendas de que es uno de los mejores futbolistas que ha dado España, Villa deberá valorar si está dispuesto a seguir siendo un suplente de uno de los mejores equipos del mundo o aprovechar sus últimos años al máximo nivel en otro equipo que no es tan competitivo pero que sin duda le otorgará lo que pida: titularidad y minutos.

Dejar ir a David Villa sería un grave error del club azulgrana, como extremo izquierdo no hay quien le supere y el único compañero que se ha desempeñado maravillosamente en la misma posición que el asturiano en el dibujo técnico es Andrés Iniesta. Con el resurgimiento de Cesc Fàbregas que está pintando una gran temprada, el de Arenys de Mar se ha acomodado plácidamente como interior izquierdo mientras que el manchego ha ocupado en varias ocasiones la delantera junto con Messi y Pedro.

Con un Alexis Sánchez que tiene difícil a estas alturas explotar en el equipo y se pone en duda su continuidad para la próxima temporada, Villa tiene a un compañero menos que esquivar, pero alcanzar el sitio que le corresponde le está costando más de lo esperado. El parón navideño del fútbol sin duda servirá para que 'Villa Maravilla' se cuestione así mismo sobre su futuro.

Artículos relacionados