thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 1 de diciembre de 2013
  • • 21:15
  • • Estadio Monumental Antonio Vespucio Liberti, Capital Federal, Ciudad de Buenos Aires
  • Árbitro: F. Rapallini
1
F
0

River cortó la racha y le ganó 1 a 0 a Argentinos

River cortó la racha y le ganó 1 a 0 a Argentinos

Torneo Inicial River Argentinos Driussi

Sin importar las formas, River necesitaba ganar y lo hizo: fue gracias al gol en contra de Sergio Vittor y el equipo de Ramón volvió a festejar después de dos meses.

River estaba obligado a ponerle fin a la racha negativa de dos meses sin ganar, sin importar el cómo. Por eso el gol en contra de Vittor se festejó como el de una final, por esa necesidad de sonreir en casa y ante su gente, sobre un débil Argentinos que no supo aprovechar el pésimo nivel del juego.

El primer tiempo del encuentro se hizo merecedor de un párrafo vacío, al punto tal que no se registraron situaciones claras en 45 minutos. Un show de imprecisiones, de pelotazos a la nada, infinidad de offsides por parte del Millonario y errores casi de principiantes a la hora de dar el paso entre el mediocampo y el ataque.

Lo más parecido a una situación de gol fue un cabezazo de Barraza que pasó a no menos de cinco metros de arco. ¿Por el lado local? Un pase cruzado que Teo Gutiérrez no pudo frenar en una posición propicia para rematar. Sí, una pelota mal bajada fue lo más claro del conjunto dueño de casa obligado a ganar.

El segundo tiempo estaba lejos de tener una mejor versión de River. Incluso fue peor, porque si no recibió el gol de Argentinos fue por sus limitaciones para llegar con mayor claridad. Más allá de las ganas, lo del equipo de Ramón Díaz seguía siendo pobre.

Fue promediando la etapa que el partido se detuvo por cantos xenófobos y luego del parate, la suerte se puso la banda roja: centro de Carbonero, mal despeje de Vittor y gol en contra más que celebrado. A partir de ahí se vio cierta mejoría y tranquilidad por el lado local, que pudo terminar con una mayor ventaja si no fuera por la atajada de Migliore a Carbonero.

River ganó y lo necesitaba, más allá de los medios. Pasaron 62 días, diez partidos sumando torneo y Sudamericana, desde aquel 1 a 0 a Lanús. Antes del final del certamen y con Ramón Díaz en pleno análisis de su continuidad, el equipo no lo respaldó con el juego pero sí con el resultado. Y ahora el final de la historia está abierto.

Artículos relacionados