thumbnail Hola,
En vivo

Copa Mundial

  • 25 de junio de 2014
  • • 13:00
  • • Estádio José Pinheiro Borda, Porto Alegre, Rio Grande do Sul
  • Árbitro: N. Rizzoli
  • • Espectadores: 43285
2
F
3

Argentina derrotó 3-2 a Nigeria con Messi como figura

Argentina derrotó 3-2 a Nigeria con Messi como figura

Getty

Con dos gritos de Leo y otro de Rojo, el equipo de Sabella sumó su tercer triunfo consecutivo, ganó el Grupo F y ya espera rival en los octavos de final.

Con la clasificación a los octavos de final asegurada y sabiendo de antemano que con un punto le bastaba para asegurarse el primer puesto del Grupo F, la Selección argentina cerró su participación en la primera fase del Mundial teniendo como prioridad no sólo ganar su zona, sino también empezar a reencontrarse con su mejor nivel, ese que supo tener durante buena parte de las Eliminatorias.

En la vereda de enfrente, un viejo conocido para la Argentina en mundiales. Nigeria, que se jugaba el pase a la próxima ronda y necesitaba al menos un empate- para no depender del resultado de Bosnia-Irán-, ya había sido rival en 1994, 2002 y 2010 y en cada una de esas oportunidades hubo victorias albicelestes, siempre por un solo gol de diferencia (2-1, 1-0 y 1-0).

A pesar de las especulaciones en los días y horas previas a este compromiso acerca de la probable salida de Marcos Rojo para evitar una nueva amonestación que lo marginara de octavos, Alejandro Sabella optó por repetir el mismo equipo que estuvo desde el arranque contra Irán. Los once de memoria. Y ellos le respondieron desde temprano.

Argentina arrancó como se esperaba. Agresivo, lanzado. Con otra cara. Cuando apenas se jugaban dos minutos y medio, Javier Mascherano metió una gran habilitación desde la mitad de la cancha para Ángel Di María, que se escapó por izquierda y sacó un zurdazo que dio en el poste, pero ahí estaba Lionel Messi para tomar el rebote y adelantar a la Selección con un bombazo inatajable. Un comienzo para entusiasmarse.

Sin embargo, Nigeria contestó al instante. Apenas sesenta segundos después del tercer gol de Leo en la Copa del Mundo, el retroceso de la última línea argentina no pudo tomar a Musa que, casi desde el vértice derecho del área, sacó un remate cruzado para acomodarla en el palo más lejano de Sergio Romero y establecer el 1-1. El desequilibrio entre ataque y defensa, plasmado en un minuto.

Tras el frenético inicio, los dirigidos por Sabella bajaron un cambio, pero siguieron dominando la pelota y buscando insistentemente el arco de Vincent Enyeama. Efectividad al margen, la Argentina intentó por todos los medios y tuvo las más claras para marcar el segundo que llegó recién en tiempo de descuento. Sobre los 46', Messi volvió a aparecer para ponerle su firma a un tiro libre exquisito que se metió en el ángulo. Ventaja y tranquilidad previa al entretiempo.

En el inicio del complemento, la historia del primer tiempo se repitió, pero a la inversa. El que golpeó primero y temprano fue Nigeria: el fondo argentino ofreció facilidades, Fede Fernández falló en la cobertura y la pelota le quedó, otra vez, a Musa, que puso el 2-2 ante la salida de Romero. Sólo tres minutos después, llegó la respuesta con la sorpresiva aparición de Rojo que, con la rodilla y tras un córner ejecutado por Ezequiel Lavezzi, gritó el tercero, el del triunfo.

Precisamente con Lavezzi -había reemplazado a Agüero en el primer tiempo por una lesión muscular- y Di María encendidos por las puntas, Argentina iba en busca del cuarto, sobre todo, hasta que se cumplió la primera hora de juego, cuando Sabella decidió cuidar a Messi reemplazándolo por Ricardo Álvarez. Así, pese a que el encuentro perdió la emoción que generaba la Pulga cada vez que le tocaba intervenir, a partir de ese momento el conjunto argentino pensó más cada pase e intentó acomodarse mejor línea por línea para no sufrir ninguna sorpresa más.

No obstante, los errores defensivos se siguieron sucediendo y los africanos -que se quedaron con el segundo puesto- contaron con más de una chance de peligro para empatarlo a pocos minutos del cierre. Finalmente, el resultado no cambió y Argentina pudo concretar así su tercera victoria consecutiva, ganando el Grupo F con puntaje perfecto y metiéndose entre los mejores 16 del Mundial.

Relacionados