thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 9 de diciembre de 2012
  • • 08:00
  • • Estadio Ciudad de Valencia, Valencia
  • Árbitro: Carlos Delgado Ferreiro
  • • Espectadores: 12642
4
F
0

El viento de Levante pasa a ser un huracán para el Mallorca

El viento de Levante pasa a ser un huracán para el Mallorca

Getty Images

Un partido igualado fue roto por la velocidad de Martins para dar paso a un eléctrico segundo tiempo donde los granotas maltrataron a los bermellones. Fue 4 a 0 y pudo ser peor.

El Levante, que toma su nombre del viento que llega a Valencia desde el este, ha devastado a su rival con un huracanado arranque de segundo tiempo gracias a sus dos acciones favoritas: el juego rápido y el balón parado. Los granotas agravan la crisis del Mallorca de Joaquín Caparrós que no vencen desde el 23 de septiembre, en el triunfo que se produjo en Palma ante el Valencia.

El Real Club Deportivo Mallorca se agarraba a sus buenos números como visitante en el Ciutat de València, sólo una derrota de sus últimas ocho visitas al estadio granota, para olvidar las horribles estadísticas que arrastra la institución en los últimos meses, no ha sumado ninguna victoria desde el encuentro ante el Valencia de septiembre, un choque disputado también en horario matinal.

A pesar de la hora, ambos conjunto saltaron despiertos y con ganas de gustar. Los bermellones tocaban con tranqulidad y pausa sin estar aparentemente condicionados por la mala racha. Mientras el Levante, se dedicaba a ese fútbol directo y vertical que tan buen resultado está dando a los hombres de JIM.

Los mallorquinistas no encontraban el camino en el ataque. Los cuatro hombres más ofensivos, a pesar de la creatividad que atesoran, solventaban las situaciones con individualidades o elecciones erróneas. En el mediocentro, era Tomás Pina el jugador que daba sentido a todas las acciones defensivas de los visitantes con una colosal capacidad de anticipación y colocación que incomodaba el juego menos elaborado de los levantinistas.

Barkero para los valencianos y Javi Márquez en el lado balear, firmaron las oportunidades más peligrosas. Una acción para cada equipo que volvía a demostrar el equilibrio reinante en este primer tiempo. Posteriormente, Aouate se lanzaba valientemente para atrapar un balón incontrolado que se había paseado por el área en un saque de esquina.

En un balón en largo, a la espalda de los centrales bermellones, el Levante volvía a ponerse por delante en un encuentro en esta temporada. Ximo, libre en el centro del campo, colocaba el cuero a la carrera de Martins que pugnaba y robaba la cartera a Geromel para subir el primero. Se cumplía el guión deportivo de una película muchas veces vista por el público del Ciutat.

El segundo acto tenía el plantemiento deseado por los granotas. En el primer saque de esquina, la pizarra y la habilidad de los azulgranas para sacar provecho del balón parado volvía a aparecer para que David Navarro llegara solo, previa pantalla de Juanfran, y mandara el balón a las mallas. Un segundo gol que castigaba el cambio ofensivo que había preparado Caparrós para estos 45 minutos donde el viento de Levante pasaba a ser un huracán.

El daño era leve comprarado con la herida que provocaban en el 55' Martins y Rubén, que se juntaban a base de paredes para que el canterano cruzara ante la salida de Aouate y sentenciara con el tercero de la mañana. Tres minutos después, la hemorragia manaba cuando Iborra culminaba, otra acción desde córner, con un esférico que se había quedado sin dueño y que Martins peleó para que el '10' granota anotara. El Mallorca estaba herido de muerte.

Tras la tempestad provocada por los azulgranas llegó una tensa calma al encuentro, tensa por la situación delicada en la que se han embarcado los baleares y que alarga su agonía. Mientras que el Levante, continúa sumando puntos en otra histórica temporada, sexto en la tabla, que lleva con viento a favor a esta nave que ha preparado JIM y que puede abordar cualquier objetivo.

Artículos relacionados