thumbnail Hola,
En vivo

Copa Libertadores

  • 29 de enero de 2013
  • • 22:00
  • • Estadio Tierra de Campeones, Iquique
  • Árbitro: A. Arias
1
PEN
1

Global 2 - 2, Deportes Iquique ganó 4 - 2 por penalties

Deportes Iquique 1(4)-(2)1 León | La Fiera fue de juguete y se quedó sin nada

El León sumó el primer gran fracaso mexicano en la Copa Libertadores al quedar eliminado en la fase previa ante el Deportes Iquique de Chile.

Una Fiera que terminó siendo un pobre leoncito. El Rey de la Selva terminó en un simple minino espectador que tropezó en el primer paso rumbo a la gloria.

Quien mejor juega no siempre gana. El principio básico, trillado y a veces tonto de que quien mete los goles es quien triunfa, se apoderó del León.

El Desierto del Atacama se devoró a la escuadra mexicano dando un premio al Deportes Iquique que fue superado en amplios espacios de la serie.

La Fiera fue incapaz de remontar el marcador adverso de la ida y deberá conformarse con el torneo local, un campeonato que tiene cuesta arriba. Vaya comienzo para el León en este 2013.

El juego comenzó como se esperaba. Peleado en cada sector de la cancha, con la escuadra chilena especulando y el conjunto azteca controlando la pelota y buscando ir al frente sin dejar espacio para el contragolpe.

La Fiera sabía que tenía que rugir pronto para que el Dragón no se creciera. Un gol como visitante era encontrar un vaso de agua en el desierto del Atacama, pero marcar dos era prácticamente toparse con un oasis en medio de la nada.

Con esa mentalidad León logró inclinar la balanza, al igual que sucedió en México. Sion embargo, en cada intento se encontraba con una sólida zaga que mataba los intentos mexicanos.

Los primeros 45 minutos fueron de mucho estudio y poca emoción. Las dos más claras fueron de la Fiera, primero Matías Britos no alcanzó a meter un remate potente cuando el guardameta Naranjo se encontraba en el suelo. La otra llegada fue obra de Yovanni Arrechea, el Búfalo que se convertía en fiera cuando le llegaba la pelota.

Pitazo al medio tiempo y nada para León, mucho para Iquique. En esta serie más que nunca se manejó la teoría que quien mejor juega no siempre está arriba en el marcador. León sumaba 135 minutos siendo mejor que su rival, pero a pesar de todo, seguía sin amarrar su boleto a la fase de grupos de la Copa Libertadores.

El segundo tiempo comenzó con mayor fuerza para los mexicanos, y con cierto temor por parte de los andinos. En una jugada por izquierda, el Búfalo silenció al Dragón con un rugido temeroso.

El colombiano recibió pase por el sector derecho, controló y sin ángulo y de media vuelta metió un preciso derechazo pegado al poste del arco de Deportes Iquique. León ganaba con justicia, y hasta ese momento, conquistaba el desértico territorio iquiqueño.

Arrechea y Eisner Loboa, el mejor del partido, tuvieron dos oportunidades claras para incrementar el marcador. La Fiera desaprovechó e inmediatamente las reglas del fútbol le cobraron partida.

Un extraordinario pase filtrado para Leonardo Monje fue aprovechado por el delantero para ganarle la espalda a la zaga y ante la salida de Christian Martínez puntear la pelota provocando que el arquero mexicano lo derribara. Penal claro e injusto castigo para quien había hecho muy poco no solo en el partido, sino en la serie.

Sería Rodrigo Díaz, el 'Rengo', el encargado de cobrar con gran maestría la pena máxima. Un 1-1 que en ese momento mandaba todo a los disparos desde los once pasos. León requería un gol que obligara a los chilenos a buscar dos más.

Sin embargo, nada de eso sucedió. Pocas aproximaciones claras de ambas escuadras que parecían conformarse con el volado que significaban los tiros desde el manchón de penal.

El árbitro silbó y todo era ya cuestión de suerte, calma y buena definición.  La Fiera se encomendaba a sus santos, a su historia y al exitoso presente mexicano en series definitivas, el futuro le tendría una sorpresa. Deportes Iquique a la sorpresa, a su gente y a la presión de su estadio. Había más por perder para los visitantes que para los locales.

El inicio fue completamente nublado. Mauricio Zenteno convertiría por Iquique para que inmediatamente Darío burbano fallara el primero del León.

Manuel Villalobos pondría en la frente de la Fiera el segundo. Luis Montes regalaría el segundo del equipo mexicano dejando imposible la serie para la escuadra azteca,

Sebastián Ereros anotaría el tercero para que José Juan Vázquez pusiera el primero para León. El argentino Cristian Grabinski le daría vida al conjunto esmeralda al fallar el cuarto de la serie. Yovanni Arrechera marcaría el 3-2 temporal.

Sería el antiguo diablo, hoy Dragón, Rodrígo Díaz el encargado de marcar el cuarto y definitivo penal que dejaría a la escuadra mexicana en el fracaso absoluto. Total.

León viene a México con las manos vacías sumando el primer gran tropiezo del fútbol mexicano en el año. Lo mucho que se esperaba de la Fiera, acabó en nada. Deportes Iquique se medirá en su respectivo grupo de la Copa Libertadores al Vélez Sarsfield, Peñarol y Emelec.




Artículos relacionados