thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 16 de septiembre de 2012
  • • 16:10
  • • Estadio Alberto Jacinto Armando, Ciudad de Buenos Aires
  • Árbitro: P. Lunati
2
F
1

Boca se lo dio vuelta a Independiente y sigue siendo el único puntero

Boca se lo dio vuelta a Independiente y sigue siendo el único puntero

Sánchez Miño celebra su gol ante Independiente / FotoBaires

El Xeneize lo dio vuelta con goles de Silva y Sánchez Miño, figura del partido Sigue en lo más alto del Torneo Inicial. Independiente aún no conoce lo que es ganar.

Sin ser más que su rival, Boca logró hoy tres puntos valiosos de cara a la lucha por el Torneo Inicial, y se pudo tomar revancha de la eliminación de la Copa Sudamericana. Con goles de Santiago Silva y Juan Sánchez Miño, el equipo de Falcioni se lo dio vuelta a Independiente, que se había adelantado por un gol en contra de Matías Caruzzo tras un jugadón de Osmar Ferreyra.

El partido tuvo, de entrada, una chance clara para cada equipo. Independiente, con un tiro libre ejecutado por Ferreyra en forma de centro al segundo palo. Oscar Ustari falló en la salida y se la dejó servida a Paulo Rosales, que disparó suave, sin ángulo. En respuesta, Boca tuvo dos, ambas en los pies de Juan Sánchez Miño, quien apareció por sorpresa dentro del área. En la primera, definió por encima de Hilario Navarro y se encontró con el rechazo de Ferreyra a un metro de la línea. En la segunda, la buena salida del arquero del Rojo desbarató la ocasión.

Boca intentaba tomar el control del partido, pero Independiente, con pelotas largas a Leguizamón y, fundamentalmente, Farías, llegaba a Oscar Ustari. Así, sobre los 20', Farías, apareció solo en el segundo palo, a escasos dos metros del arco de Boca. Definió rápido, mordido, y la pelota salío ancha. Sería solo un anticipo de lo que ocurriría un par de minutos después. Luego de un ataque frustrado por la defensa de Independiente, Osmar Ferreryra recibió un pase profundo por izquierda, sobre raya de fondo, y encaró para adentro. Armó un jugadón el Malevo, ganándole la espalda al uruguayo Albín, y tirándole un caño precioso a Schiavi, en paralelo a la línea de fondo. Ya cerca del arco de Ustari, lanzó un centro al corazón del área, que se metió en el arco de Boca al desviarse en Matías Caruzzo. Independiente encontraba una ventaja que había buscado un par de veces, aunque el partido no tenía un claro dueño.

Poco le duraría la ventaja al equipo del Tolo. Minutos después, a los 26', Santiago Silva se impodría a todos en las alturas, para conectar un preciso centro de Juan Sánchez Miño y devolverle rápidamente las tablas al marcador. Lindo gol del uruguayo, de cabeza, cambiándole la dirección al envío, como indican los libros. A partir de los goles, Boca se mostró desarticulado. Independiente, continuó con el planteo establecido, y pudo encontrar el segundo con un cabezazo claro de Rosales. El local, mientras tanto, tuvo sobre el cierre una que Rivero no llegó a definir dentro del área chica, y poco más.

La segunda parte, al igual que la primera, no dio respiro a los equipos. Al minuto de juego se generó la primera chance de gol, para Boca. Fredes se durmió, y Juan Sánchez Miño le robó la pelota en el centro del campo. Lanzado en velocidad, el juvenil de Boca eludió a Cristian Tula y remató al primer palo. Hilario Navarro dio una floja respuesta al fuerte disparo del zurdo, que se coló en el arco del Rojo. Un par de minutos después, Rivero pudo ampliar la ventaja. Le ganó la espalda a Morel Rodríguez, flojo en el cierre, y remató al palo cercano. La pelota tocó el poste y se fue afuera.

Independiente tardó en hacer pie. Sufrió el arranque del complemento. Recién a los 18' generó algo parecido a una jugada de riesgo, cuando Leguizamón habilitó a Farías y se encontró con una buena salida de Oscar Ustari. El propio arquero de Boca, un minuto más tarde, volvió a fallar en la salida de un centro, y paralizó los corazones del público local. Sin embargo, nadie de Independiente llegó a empujar la pelota. Boca se dedicó a dormir el partido, y pudo aumentar la ventaja a los 25'. Viatri apareció solo para cabecear un centro de Diego Rivero. El delantero xeneize, con tiempo, decidió buscar el palo lejano de Hilario Navarro, pero su remate de pique al suelo, botó demasiado cerca del arquero, que despejó con cierta comodidad.

Los últimos veinte minutos mostraron a un Independiente más cercano a su mejor versión del partido (y, sin dudas, del campeonato). Logró hacerse dueño de la pelota y posicionarse en la mitad del campo. Sin embargo, a la hora de acercarse a Oscar Ustari, encontró las falencias habituales. Boca, con la ventaja concretada, recurrió a su oficio para no pasar sobresaltos. El equipo de Julio Falcioni, sin ser más que su rival, se hizo con tres puntos, alcanzó los 16, y sigue solo en lo más alto del Torneo Inicial. Independiente no gana desde abril, y su promedio es cada vez más flaco. El Rojo buscará la recuperación en la octava fecha ante All Boys, el próximo sábado. Boca, por su parte, visitará a Lanús un día más tarde, de no mediar cambios en la programación de AFA.


Seguí a JM Arizmendi en

Artículos relacionados