thumbnail Hola,
En vivo

Bundesliga

  • 30 de marzo de 2013
  • • 14:30
  • • Allianz-Arena, München
  • Árbitro: G. Winkmann
  • • Espectadores: 71000
9
F
2

Bayern Munich pasa por encima al Hamburgo

Bayern Munich pasa por encima al Hamburgo

Alexander Hassenstein

Pese a que no pudo consagrarse campeón por la victoria del Borussia Dormund, el equipo de Jupp Heynckes quedó a las puertas de un nuevo título.

La victoria del Boussia Dortmund había aplazado la celebración del Bayern Munich una semana más. Una Bundesliga decidida que solo necesita publicar la fecha de caducidad. A pesar de perder el incentivo de haber salido campeón en esta cita, el hambre del equipo de la capital alemana no disminuyó y ya a los 5' se puso en ventaja.

Las facilidades en defensa del Hamburgo invitaban a la improvisación de los locales. Un defecto que quedaba demostrado a los 18', cuando un centro de Shaqiri desde la izquierda encontró la cabeza de Schweinsteiger, quien conectó a la red ante la mirada de la defensa visitante. Todos los engranajes de la precisa máquina roja funcionaban a la perfección, desesperando y despedazando al rival.

El peruano Claudio Pizarro amplió las cifras después de un tiro de esquina y asistio a Robben, con quien construyó una magnífica pared antes de marcar el 4-0. Sencillo y letal, el equipo de Heynckes. La pesadilla para el equipo del norte de Alemania no finalizaba. Pizarro marcaba el quinto antes del entretiempo, aprovechando un rebote en el palo luego de un remate de Shaqiri.

El segundo tiempo continuó con la tendencia del primero. Los locales no levantaron el pie del acelerador, y sus ataques continuaron contándose por goles. En el sexto, Robben, en una clásica jugada del tulipán, ponía una asistencia para Pizarro que se permitía el lujo de marcar con un golpe de taco. Un minuto después, Robben, con una excelsa vaselina marcaba el séptimo.

La piedad no entra en el vocabulario de Pizarro. Con más de veinte minutos para que el partido llegara a su fin, el peruano marcó el cuarto en su cuenta personal y el 8-0 en el tablero. La humillación del Hamburgo tuvo un paréntesis con un cabezazo de Bruma. Pero el alto al fuego duró solo un minuto. Apareció Ribéry para sumarse a la fiesta y al vendaval rojo del Bayern con su sello tras una acción colectiva. Noveno en la cuenta. Un resultado impropio del fútbol profesional, una humillación para los hanseáticos que se marchaban al menos con una segunda diana, obra de Westermann. Una locura de partido.

Es un Bayern de récord. Está a un paso de proclamarse como el campeón de Bundesliga más prematuro, la marca está por el propio club en la jornada 30. La ensaladera está en sus manos, sería la 23ª, y ahora decorada con el mayor triunfo en la historia de los clásicos norte-sur del fútbol teutón, que era de 6-0, conseguido en2011 y 1987. En cambio, no han superado la mayor victoria bávara en Liga, que persiste con el 11-1 ante el Borussia Dortmund, de 1971. Su próximo objetivo es la Champions, donde la Juventus espera. Un duelo entre dos gigantes del continente que parecen lanzados.

Artículos relacionados