thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 28 de septiembre de 2013
  • • 13:00
  • • Estadio de los Juegos Mediterráneos, Almería
  • Árbitro: Miguel Ángel Ayza Gámez
  • • Espectadores: 11975
0
F
2

Lionel Messi debió abandonar el terreno de juego por lesión.

El mejor comienzo

Lionel Messi debió abandonar el terreno de juego por lesión.

Getty Images

El 2-0 sobre Almería fue suficiente para llevar a los culés a la historia, marcando su mejor arranque liguero gracias a los goles de Messi y Adriano.

Séptima victoria consecutiva del Barcelona de Gerardo Martino, que le hace sumar 21 unidades para llevarlo a lo más alto de la historia azulgrana, dejando así atrás los registros de Johan Cruyff, Pep Guardiola y Tito Vilanova, quienes en sus épocas como entrenadores alcanzaron las victorias en seis jornadas seguidas. El conjunto culé no logró desplegar su mejor fútbol ante un Almería que lo supo poner incómodo, pero le fue suficiente para acallar las críticas sobre las modificaciones implementadas por el técnico argentino en su debut con el elenco catalán y en el fútbol europeo. Este Barça sigue poniendo en alto el nombre de la institución.

Fue el Estadio Mediterráneo el que puso a prueba este sábado a los blaugranas. La primera oportunidad del encuentro llegó para Andrés Iniesta en el minuto 6, cuando disparó con la zurda desde la puerta del área pero los buenos reflejos del guardavalla Rubén sirvieron para evitar la apertura del marcador. Los visitantes mostraban deficiencias para controlar la pelota, pero contaban con Iniesta, el más propositivo y confiable para manejar el balón. Los almerienses, por su parte buscaban hacer daño de contra, pero no encontraban rematador para culminar la jugada y encontrar el arco de Victor Valdés. Una segunda clara oportunidad llegó para los culés cuando aún no se cumplía el cuarto de hora de la primera parte y Gerard Piqué recibió un pase en el corazón del área, pero el defensor, libre de marca, se equivocó en el remate y envió la pelota afuera.

Llegó el gol para los catalanes en el minuto 21 cuando una jugada iniciada por Iniesta, pasando por la banda de Dani Alves y una pared entre Pedro y Messi, terminó en el 1-0 que anotó el rosarino, que le sirvió no sólo para poner por delante a los suyos en el resultado, sino también para superar el récord de Raúl González e igualar al mítico César. Apenas unos minutos después, el argentino tuvo la segunda chance del encuentro tras encontrar un rechazo en el área, pero el remate salió desviado. La historia se complicó pronto, porque en el minuto 29, el propoi Messi debió salir del terreno de juego, mostrando molestias musculares en la pierna derecha, y en su lugar entró Xavi Hernández.

Poco fútbol se veía en la primera parte del encuentro. Los del Tata controlaban la pelota en territorio rival pero no lograban concluir las jugadas. En el minuto 39, Rodri intentó rematar en el área azulgrana pero el juvenil Marc Bartra envió el balón al córner. Los andaluces se organizaban muy bien atrás cuando llegaba la presión de los dirigidos por Martino y las pocas oportunidades de los franjirrojos denotaban también que Fernando Soriano no estaba muy fino. La segunda mitad comenzó sin cambios por parte de ambas escuadras mientras que Barcelona informaba que Messi había sufrido una lesión en el bíceps femoral de la pierna derecha, sin conocerse aún el alcance de la misma, hasta que este domingo se le practiquen más estudios.

Llegó el minuto 56 y con él, el segundo gol del partido a favor de los azulgranas, después de que Cesc Fabregas recibiera un bien pensado balón de Xavi y enviara la pelota para Adriano que se aproximaba al punto del penal, para que el brasileño tuviera fácil en el remate. El conjunto de Francisco Rodríguez se esfumaba poco a poco al notar el cansancio físico que hacía mella en sus jugadores. El técnico entonces apostó por los cambios, Soriano abandonó el campo de juego para ser sustituido por Azeez, Vidal cedió su posición a Dubarbier, mientras que Verza le dejó su lugar a Hélder Barbosa. Por parte de los blaugranas, Martino le dio descanso a Alexis Sánchez y fue Cristian Tello quien lo reemplazó. En los últimos minutos del encuentro, los locales tuvieron la oportunidad de anotar el gol del honor incrementando la presión. Suso y Rodri ejercían el peligro. En el final, Andrés Iniesta dejó la cancha y Jonathan dos Santos entró a jugar los últimos tres minutos agregados por el árbitro Ayza Gámez, quien decretó el final y dejó sin oportunidades a los almerienses que terminaron por rendirse ante el mejor Barcelona de la historia.

Artículos relacionados