thumbnail Hello,

La selección mexicana dejó dos puntos en Honduras al igualar a dos goles cuando ganaba con tranquilidad en el partido.

México desperdició una gran oportunidad para ubicarse como líder general de la CONCACAF. La escuadra azteca fue superior a los hondureños que terminaron ahogados por su propio calor.

Con una gran actuación de Javier Hernández, el Tri vencía 2-0 a Honduras hasta que llegaron dos minutos de terror con una penosa actuación de Francisco Rodríguez.

El agobiante calor marcaba el inicio de partido en San Pedro Sula. Cerca de 38 grados centígrados era el primer rival que el cuadro mexicano debía vencer en Honduras.

Tras el silbatazo inicial, los hondureños intentaron hacerse con el dominio de la pelota mientras los mexicanos se ordenaban atrás para cortar todos los avances mexicanos.

A pesar de todo, el cuadro azteca sería el que mayor peligro metería hasta los primeros 30 minutos de encuentro. Giovani dos Santos era el encargado de acarrear el esférico intentando servir a Javier Aquino y Andrés Guardado.

Fue el jugador del Mallorca quien haría la primera del encuentro. Tras quitarse la marca de dos hondureños, cedió el balón para Javier Aquino quien tras un recorte metió la primera de peligro para la escuadra azteca.

Carlos Salcido y Jesús Zavala contenían perfecto a Roger Espinoza, el motor hondureño, mientras Severo Meza detenía perfecto a Emilio Izaguirre y Jorge Torres Nilo hacía lo propio con Bonieck García.

Honduras no tenía imaginación. Pelotazos al área y disparos de larga distancia era lo que intentaba con mayor fuerza la escuadra local. Mientras que el Tri impulsaba cada vez más con mayor sentido hacia Andrés Guardado.

De los pies del jugador del Valencia nació el primer gol del partido. El zurdo azteca penetró por la banda izquierda, metió centro para que Javier Hernández de cabeza pusiera el 1-0.

A partir de ese instante, México se tiró atrás intentando contragolpear, el juego estaba en el lugar que el Tri quería con la posibilidad de rematar pronto al rival.

El medio tiempo llegó en el momento correcto para el cuadro mexicano ya que Honduras comenzaba a asfixiar a la escuadra azteca.

En el complemento, el Tri volvió a ganar el control de la pelota y regresó a poner mayor peligro en cada avance. Honduras se moría de nada y se ahogaba en el calor que intentaba utilizar como arma a favor de México.

Muy pronto llegaba el 2-0 que daba tranquilidad. Un centro de Carlos Salcido fue desviado por Javier Hernández para, en ese instante, poner calma en el Olímpico. México demostraba en el terreno de juego lo mucho mejor equipo que era.

Llegaron las lesiones del Tri y los cambios de José Manuel de la Torre. Omar Bravo sustituía a un acalambrado Javier Hernández mientras que Raúl Jiménez entraba por Giovani dos Santos quien salía gracias a un golpe en el tobillo.

Honduras estaba muerto, hasta que llegaron los terribles errores de Francisco Rodríguez, muy venido a menos en los últimos choques.

Carlo Costly se impuso al 'Maza' en una pésima marca del zaguero mexicano. Un 2-1 que daba vida a la escuadra local.

Inmediatamente, Costly penetró por izquierda y cuando Moreno llegaba a hacer la cobertura, nuevamente el 'Maza' Rodríguez perdió el 'timing' del juego y derribó claramente al actual futbolista de la liga griega.

Jerry Bengston tomó la pelota con la mayor inseguridad y temor posible. Al cobrar el penal, lo entregó a Guillermo Ochoa quien lamentablemente dio un rebote para que el propio delantero hondureño solo empujara.

Increíblemente, México cedía dos puntos ante un equipo muerto que no traía físico ni fútbol en el encuentro. Fueron dos llegadas, dos goles en mismo número de minutos.

Los minutos restantes quedaron en el olvido. Honduras se conformó con un empate que le sabía a triunfo, mientras México se relamía las heridas intentando ir por la victoria.

El próximo martes, México buscará su primera victoria en el Hexagonal ante los Estados Unidos, mientras los hondureños deberán visitar el Rommel Fernández de Panamá.

Related

From the web

From the web